add share buttonsSoftshare button powered by web designing, website development company in India
Noticias

Alimentación complementaria en niños: incluir alimentos saludables ayuda a prevenir obesidad

Para muchos padres, iniciar el proceso de alimentación complementaria es un verdadero desafío. Sin embargo, se trata de un aspecto fundamental para la formación de hábitos saludables en las vidas de los pequeños, pues les permite conocer aquellos alimentos que integrarán su dieta durante el resto de su existencia.

Los especialistas recomiendan una serie de opciones, entre las que destacan frutas, verduras, grasas saludables y legumbres, debido a su gran aporte nutricional. Y es que mientras más alimentos saludables se les ofrezcan, mayor será la probabilidad de que formen parte de su dieta en el futuro. Así lo remarca la nutricionista y especialista en Alimentación Complementaria y Baby Led Weaning (BLW) de Ssano.com, Constanza Vivanco, quien asegura que “mientras más temprano les presentemos los diferentes grupos de alimentos, mayor será la probabilidad de que los sigan consumiendo”.

A pesar de estas sugerencias, el consumo de alimentos altos en calorías, grasas y azúcares entre los niños ha experimentado una importante alza, cuyos efectos quedaron de manifiesto en los resultados del Mapa Nutricional de la Junaeb del 15 de octubre de 2022. Estos revelaron una disminución en la prevalencia de niños con peso normal (34%), y un aumento de la prevalencia de la obesidad (31%) y obesidad severa (10,8%), lo que se debe, en parte, a los hábitos de alimentación inculcados en los más pequeños.

Para ayudar a los padres en este proceso, la plataforma nutricional Ssano.com entrega 6 consejos para fomentar la alimentación saludable entre los niños:

  1. Modelar con el ejemplo: los niños aprenden lo que ven. Fomenta la alimentación saludable entre toda la familia
  2. Incorporar gran variedad de alimentos, sabores y texturas: de esta manera, los niños conocerán el sabor de cada alimento y disminuirá la posibilidad de rechazo a futuro
  3. Cero azúcar hasta los 2 años: el consumo temprano de azúcar aumenta el riesgo de obesidad y otras afecciones como caries, diabetes y enfermedades cardiovasculares
  4. Ambiente agradable a la hora de comer, sin presiones ni retos: debemos aprender a respetar sus señales de hambre y saciedad, y entender que la capacidad de decidir cuándo dejar de comer al sentirse satisfecho, surge a temprana edad
  5. Conocer el tamaño de las porciones de proteína animal adecuadas: se ha visto que un exceso de estas proteínas en la alimentación complementaria aumenta el riesgo de obesidad. Además, los niños no deben comer la misma porción que los adultos
  6. Fomentar el consumo de agua: así lograremos una buena hidratación y ayudaremos al buen funcionamiento del cuerpo. Evitar bebidas con o sin azúcar y jugos de frutas

La nutricionista de Ssano.com, Constanza Vivanco, insiste en que “a medida que los niños crecen es inevitable que consuman alimentos no saludables, por lo que, si bien no debemos negarlos, debemos evitar ofrecerlos y disponer de alimentos sanos y adecuados para su edad”.

Ssano es una plataforma de Nutrición, donde a través de consultas con expertos nutricionistas encuentras los alimentos adecuados para tu salud. Nuestras nutricionistas te recomendarán directamente los productos que necesitas, y con un par de clicks podrás recibirlos en la comodidad de tu casa.

¡Comenta con Facebook!

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*