add share buttonsSoftshare button powered by web designing, website development company in India
Noticias

¿Sabes cómo aplicar bien el protector solar?

No es llegar y aplicar el protector solar, sino que hay que saber la parte del que van a estar expuestas al sol, pues esas son las zonas que necesitan protección especial. Isdin nos entrega estas recomendaciones

Para la piel del rostro, la cantidad adecuada son dos líneas extendidas en dos dedos. En cuanto al cuerpo, un truco orientativo para saber cuánto producto echarse es usar el equivalente al contenido de dos cucharadas (unos 30 ml) para toda la piel que se vaya a exponer al sol.

En cualquier caso, es fundamental aplicar el protector solar de manera generosa y homogénea, ya que, si al extenderlo sobre la piel queda una capa demasiado fina, el nivel de protección será menor.

Formato spray

Si te gustan los protectores solares en spray, sabrás que no es tan fácil medir exactamente cuánto te estás echando. Entonces, ¿cómo aplicar protector solar en spray para que proteja bien la piel?

La clave está en aplicarlo generosamente sobre la piel —a una distancia máxima de 10 cm— y extender el fotoprotector en spray mediante un suave masaje y de manera uniforme hasta su total absorción. Es importante repetir la aplicación del producto varias veces a lo largo del día.

¿Cada cuánto tiempo se debe aplicar protector solar?

Deberías utilizar protección solar cada vez que te expongas al sol. Eso no quiere decir que solo tengas que ponerte fotoprotector cuando el día esté despejado y haga calor; el sol emite rayos perjudiciales para la piel durante todo el año, así que es indispensable protegerse adecuadamente, independientemente del clima. ¡Ten especial precaución los días de niebla! 

Respecto a cuándo y cada cuánto aplicar protector solar durante el día, asegúrate de hacerlo al menos 30 minutos antes de exponerte al sol (por ejemplo, antes de salir de casa) y debes reaplicar el protector solar…

  • Cada dos horas
  • Cada 40 minutos, si nadas o sudas de forma abundante
  • Cada vez que te seques con una toalla

¿Cuál es el mejor tipo de fotoprotector?

A la hora de elegir un fotoprotector, recomendamos optar por uno para el rostro y otro para el cuerpo.

La piel de la cara es más fina y delicada que la del resto del cuerpo, por lo que conviene utilizar un producto específico para el rostro. Los fotoprotectores faciales suelen tener una textura mucho más agradable y proporcionan un acabado mate.

Es el caso del fotoprotector ISDIN Fusion Water, cuya fórmula ultraligera y tacto sedoso la hacen perfecta para cualquier tipo de piel. Es apta tanto para uso diario como para practicar deportes al aire libre o en lugares húmedos, ya que su tecnología Wet Skin permite su aplicación sobre la piel mojada.

En cuanto al cuerpo, los fotoprotectores corporales en loción son una opción muy cómoda. Nos encanta el Transparent Spray Wet Skin. que es igual de eficaz sobre piel seca que sobre piel mojada. Además, es resistente al agua y se absorbe al instante, sin dejar una película blanca. Este fotoprotector en spray es perfecto si no tienes paciencia para esperar a secarte antes de reaplicarlo… ¡O si no quieres tener que esperar ni un segundo a que se absorba el fotoprotector cuando lo utilices!

Recuerda que el protector solar que más agradable te resulte será siempre la mejor opción para ti. Cuanto más disfrutes al aplicártelo, más probable será que te acuerdes de usarlo a menudo y lo incorpores a tu rutina diaria. Así, lo más importante es que elijas un producto que te guste y que te apetezca usar frecuentemente, para así proteger tu piel de la radiación solar todos los días al año.

¡Comenta con Facebook!

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*