add share buttons
Noticias

¿Es definitiva la depilación láser? Entérate de los mitos y verdades de ella

  • Es uno de los tratamientos más solicitados en clínicas y centros de estética. Y es que los avances de la tecnología han permitido que la depilación láser ofrezca diferentes variantes para diversos tipos de piel y con efectos probados. ¿Pero es tan eficaz como se ofrece? ¿Tiene contraindicaciones? ¿Hay riesgos de pigmentación de piel? Acá una serie de datos y consejos.

Son muchos los mitos y verdades que rondan en torno a la depilación láser. ¿Se elimina realmente el vello para siempre? ¿Afecta a algunos tipos de pieles? ¿es indolora?

Lo cierto es que la depilación láser surge en 1994 cuando se desarrolló el Láser Rubí de alta potencia en donde el vello se eliminaba de manera permanente mediante un proceso de foto depilación o emisión lumínica del láser. Con los años y los avances de la tecnología, se fueron creando otros sistemas como el Alejandrita, IPL (luz pulsada intensa), Láser Diodo y Láser Neodimio-Yag, muy eficientes y seguros en la eliminación permanente del vello.

¿Pero cómo saber cuál es mejor que otra? ¿cuál ofrece una depilación definitiva? Acá lo importante es establecer que la depilación definitiva no existe como tal, ya que el ser humano no deja nunca de producir vello y, por tanto, lo correcto es señalar que la depilación láser es un procedimiento prolongado, con mayor duración que los métodos tradicionales (como la cera o el rasurado) en la cual se logra eliminar hasta el 80 ó 90% del vello. 

La depilación láser es un procedimiento por el cual se elimina el vello a través de la emisión lumínica del láser, llamada foto depilación. El haz de luz penetra a través del vello y es absorbido por la melanina transformándose en calor, lo que se conoce como foto termólisis selectiva, produciéndose la destrucción del bulbo piloso sin afectar a los tejidos adyacentes”, asegura Sebastián Morales, kinesiólogo y especialista dermatofuncional de Clínica Corpórea.

Existen zonas del cuerpo donde la depilación láser tiene mayor duración. También depende de la carga hormonal, edad y sexo, por lo cual los resultados pueden ser bastante distintos. Durante el tratamiento, una indicación clave es jamás arrancarse el vello de raíz. Sólo se puede mantener corto con rasurado o alguna crema depilatoria. La razón de esto es que la raíz debe permanecer intacta para que el láser pueda eliminar el folículo piloso. Luego se recomienda realizar sesiones mantención cada 6 meses y luego ir distanciando a medida que va apareciendo nuevamente el vello.

Este procedimiento es recomendable realizarlo en invierno porque se debe evitar la exposición al sol de las zonas a tratar para no correr riesgos de pigmentación de la piel por rayos UV. Además, la depilación láser no se puede realizar en pieles con bronceado reciente, porque esto aumentaría el riesgo de quemadura.

El especialista de la Clínica Corpórea explica: “Si la piel ha sido expuesta al sol recientemente, se debe esperar como mínimo 10 días antes de realizar la sesión. También se debe esperar la misma cantidad de días después de realizada la depilación láser antes de exponerse directamente al sol, además del uso de protección solar idealmente factor 50 para las zonas expuestas”.

Para saber qué tipo de depilación láser es la más adecuada es necesario realizar una evaluación previa de fototipo de piel, color del vello y antecedentes médicos que puedan ser relevantes al momento de realizar el procedimiento. Una de las más recomendadas es el el láser diodo, ya que puede ser usado en todos los fototipos de piel.

Por ejemplo, el Laser Mediostar Next es un diodo el cual tiene dos métodos de eliminación del vello, actuando sobre la melanina y destruyendo el capilar que irriga al folículo piloso, obteniendo mejor resultado en la eliminación del vello y sin ningún tipo de riesgo, cuenta el especialista dermatofuncional Sebastián Morales.

Por su parte, el láser Alexandrita, también muy usado en la depilación láser, tiene muy buenos resultados, solo que puede ser utilizado en pieles blancas (fototipo I al III) de vello oscuro. Otro tipo es el Neodimio Yag, para pieles oscuras (fototipo III, IV, V); y la luz pulsada intensa o IPL, un tipo de luz policromática que también actúa sobre el vello, pero al no ser un haz de luz, se dispersa por la piel, por lo cual el efecto sobre el vello es menor y la depilación es menos prolongada.

Una de las recomendaciones más importante al escoger un centro de depilación láser es que cuente con permiso del Ministerio de Salud para su funcionamiento y que tenga el personal calificado para operar el láser, como un médico dermatólogo, doctor con especialidad en medicina estética, kinesiólogo o enfermera. “Es esencial que el paciente se informe acerca de la marca y tipo de láser que utilizan en el centro, ya que este debe estar certificado por la FDA como un equipo seguro y eficaz”, concluye Morales.

¡Comenta con Facebook!

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*