add share buttonsSoftshare button powered by web designing, website development company in India
Noticias

Cirugía para la obesidad: Las diferencias entre el bypass y la manga gástrica

  • Chile es uno de los países donde más se realiza el bypass y manga gástrica. En esta nota te contamos sus diferencias y cuál es la más efectiva. 

Por Francisca Orellana

La cirugía bariátrica se ha transformado en una opción cada vez más frecuente para las personas que quieren bajar de peso o prevenir alguna enfermedad como la diabetes. En esta cirugía haya dos procedimientos más populares: bypass y manga gástrica. Por eso, quisimos averiguar sus diferencias.

De partida, el bypass es una técnica que reduce las ganas de comer y se baja de peso porque se disminuye el tamaño del estómago haciendo una nueva conexión desde el inicio del estómago que va directamente al intestino delgado. Así es que se disminuye la capacidad para ingerir alimento y la sensación de hambre.

La manga gástrica, en tanto, se extrae hasta el 80% del tamaño del estómago. Al igual que el bypass, también reduce la capacidad para almacenar alimentos y la hormona que gatilla el apetito. Pueden sonar muy parecidas, pero en la práctica son bien diferentes en cuanto a procedimiento quirúrgico y cuidados post operatorios.

Pero, ¿cómo se decide qué cirugía aplicar a un paciente? El doctor Álvaro Urizar, cirujano bariátrico de Clínica Bicentenario, dice que la decisión se toma entre médico y paciente, una vez que están todos los exámenes listos y se ha hecho una evaluación. «Sin embargo, en general se recomienda bypass gástrico a todos aquellos pacientes que tienen diabetes mellitus 2, síndrome metabólico severo y enfermedad por reflujo gastroesofágico. Y se preferirá una manga en pacientes jóvenes en ausencia de estas patologías y mujeres en edad fértil», detalla.

El  Dr. Alberto Pérez-Castilla, jefe de cirugía de Clínica INDISA, es más drástico al indicar que, con la experiencia acumulada estos años, «a mi parecer, y la bibliografía así lo demuestra, que el tipo de cirugía da lo mismo (manga o by pass) cuando un paciente no logra comprender la necesidad de aprender a comer, disminuir calorías, no saltarse horarios, etc., y mantener una buena actividad física»

Cabe destacar, que en el Bypass hay dos tipos de cirugía: por laparoscopía, que se hace por pequeñas incisiones en el abdomen. Y está la abierta, que se realiza con una incisión mayor en el abdomen. «En algunos centros se opta por esta alternativa por ser más económica que la efectuada por vía laparoscópica», afirma Urizar.  Pérez Castilla agrega que la que más se realiza es la técnica de uso laparoscópico, mientras que el bypass abierto estaría indicada cuando hay un problema del ingreso a la cavidad abdominal (cirugías previas) que contraindicarán este uso.

En ambas cirugías, las secuelas después de la operación son bien parecidas: pérdida de vitaminas, anemia, caída del cabello, disminución de la musculatura, entre otros efectos no deseados, por lo que siempre hay que acudir a los controles médicos con nutriólogos para examinar los niveles vitamínicos y tomar suplementos vitamínicos de por vida. 

Otra de las situación que puede pasar es el efecto dumping, una sensación de mareo o malestar que puede llevar al desmayo y que se produce por por el paso rápido de ciertos alimentos, principalmente dulces, desde el estómago al intestino. «Puede ocurrir en ambas cirugías, pero es mucho más frecuente que se produzca en el bypass», afirma el especialista Urizar, de la Clínica Bicentenario. Por eso, Castilla recomienda comer despacio o no comer altas concentraciones de azúcar para evitar este síntoma. 

El dumping puede sufrirlo cualquier paciente, sobre todo cuando no se acostumbra a comer despacio o come concentraciones altas de azucares. Es más frecuente en el by pass.

¿Hay alguna más exitosa?

A partir del tercer año, el cuerpo se estabiliza y deja de perder peso. Este periodo se transforma en una de los más importantes de los pacientes pues deben mantenerse por si sólas para no volver a recuperar los kilos perdidos. Es acá donde la voluntad de comer saludable y hacer ejercicio es importante.

No obstante, el médico afirma que si bien ambas cirugías son efectivas y no hay estadísticas exactas, «el bypass gástrico es levemente más exitoso (75% vs 66%)». Pérez Castilla agrega que, a medida que pasan los años, «hemos recibido mangas y by pass que suben de peso desde el tercer al quinto año, y está asociado generalmente a una disminución del ejercicio, depresiones, y estados ansiosos que no logran controlar los impulsos».

Por eso es que más que de la técnica, «el éxito depende de un adecuado seguimiento y apoyo de un equipo multidisciplinario al paciente, el que debe estar motivado y seguir las indicaciones. Hay que recordar que la cirugía es una ayuda para el cambio de hábitos, pero es esta trasformación de conducta la que lleva al éxito en el tiempo», asevera Urizar. 

 

¡Comenta con Facebook!

1 comentario en Cirugía para la obesidad: Las diferencias entre el bypass y la manga gástrica

  1. Yo encontre informacion en esta pagina cuando me anime a hacer la manga gastrica, espero y les sirva a alguien de apoyo.
    https://mimangagastrica.com.mx
    Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*