add share buttons
Noticias

Por qué hay que hacerle caso a las porciones de los alimentos

Diversos estudios demuestran que en las últimas tres décadas ha crecido el tamaño de las porciones de alimento, lo que aumenta directamente la cantidad de comida que comemos. Como conclusión, el tamaño de las porciones podría estar jugando un rol importante en el aumento de la obesidad y sobrepeso que afecta a los chilenos.

El nutricionista de Nestlé, Angelo Liberona, respondió las preguntas que pueden surgir sobre el tema de las porciones, y la importancia de realizar un buen manejo de ellas en la alimentación diaria.

1.- ¿Qué es una porción?
Una porción es la cantidad de un alimento que permite entregar una cantidad definida de energía y nutrientes, como grasas, hidratos de carbono, proteínas, etc. La existencia de porciones dentro de cada grupo de alimentos permite que una persona pueda intercambiar un alimento por otro del mismo grupo, asegurando un aporte nutricional igual o similar. Los nutricionistas y profesionales de la salud utilizan las porciones al momento de elaborar pautas alimentarias de esta forma.

En los alimentos envasados, las porciones habitualmente son definidas como la cantidad sugerida a consumir por ocasión, teniendo en cuenta las características del consumidor (ej. edad y género), el tipo de producto y el rol que este juega en la alimentación diaria. Al definir una porción, se le entrega una guía al consumidor para que pueda consumir el producto en forma responsable y armónica con el resto de su alimentación.

2.- ¿Cuáles son los beneficios de comer en porciones?
Al utilizar las porciones en nuestro día a día se podrá tener mejor control sobre la cantidad de alimentos que se está consumiendo y los nutrientes que estos entregan, de esta forma la alimentación podrá ser balanceada, evitando excesos o deficiencias nutricionales. Además, al conocer las porciones, será más fácil intercambiar un alimento con otro y dar así mayor variedad a la alimentación.

Captura de pantalla 2016-04-29 a la(s) 19.55.443.- ¿Qué factores inciden en la definición de una porción?
Para definir una porción se deben tener en cuenta factores como:

El aporte nutricional del alimento, el grupo de alimentos al cual pertenece, las características del consumidor al que va dirigido (ej. Niños o tercera edad, hombre o mujeres, personas sanas o con alguna enfermedad, etc), el hábito de consumo de ese u otros productos similares.

El problema es que estas indicaciones a veces no se siguen, y en realidad la porción de alimento que consumimos está influenciada por factores tales como la formas de los platos, tamaño, color, la comodidad para prepararlos, la sensación de apetito que se tenga en ese momento, etc.

4.- ¿Cómo calcular una porción en forma fácil? (puñado, cucharadas, vaso/taza)
Hay algunas porciones que son fáciles de comprender ya que se basan en medidas caseras que todos conocemos, por ejemplo, 1 porción de leche es 1 vaso (200ml), 1 porción de fruta es habitualmente 1 unidad, 1 porción de arroz cocido es ¾ de taza, entre otras.

En los alimentos envasados no es necesario calcular la porción, ya que esta se encuentra detallada en la tabla nutricional del producto. Este es otro motivo más por el cual es tan relevante revisar el etiquetado nutricional de un alimento al momento de comprarlo y consumirlo.

5.- ¿Cuáles son los riesgos asociados de no comer en porciones adecuadas?
Al no comer en la porción adecuada podemos caer en un sub-consumo o un sobre-consumo de algunos nutrientes, situación que al corto y mediano plazo puede generar baja o aumento de peso o incluso favorecer el desarrollo de condiciones como diabetes, hipertensión y otras enfermedades crónicas no transmisibles.

¡Comenta con Facebook!

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.

*