add share buttons
Noticias

Haga ejercicio con regularidad y su corazón se lo agradecerá

El ejercicio regular es vital para mantener el corazón sano, y mientras más mejor, afirman expertos del Consejo de Cardiología de los Deportes y el Ejercicio del Colegio Americano de Cardiología (American College of Cardiology).

Los autores del estudio examinaron investigaciones recientes, y hallaron que incluso unas cantidades pequeñas de ejercicio, incluso estar de pie, pueden reducir el riesgo de enfermedad cardiaca. Se pueden lograr reducciones incluso más grandes en el riesgo con más ejercicio, apuntaron los investigadores.

Pero apenas la mitad de los adultos estadounidenses hacen los 150 minutos recomendados de ejercicio moderado o los 75 minutos de ejercicio vigoroso a la semana, anotaron los autores del informe.

La nueva investigación también revisó estudios recientes que han sugerido que el ejercicio aeróbico excesivo (como las carreras de resistencia) podrían dañar al corazón. Aunque esa posibilidad amerita más estudio, la investigación actual muestra que incluso en las personas con unos niveles extremadamente altos de entrenamiento, los beneficios del ejercicio superan a los riesgos, según el informe, que aparece en la edición del 18 de enero de la revista Journal of the American College of Cardiology.

“Los medios de comunicación públicos han adoptado la idea de que el ejercicio podría hacer daño al corazón y han diseminado el mensaje, desviando así la atención de los beneficios del ejercicio como una intervención potente para la prevención primaria y secundaria de la enfermedad cardiaca”, señaló en un comunicado de prensa de la revista el Dr. Michael Scott Emery, copresidente del Consejo de Cardiología del Deporte y el Ejercicio.

“El mayor beneficio es simplemente hacer ejercicio, independientemente de la intensidad”, dijo en el comunicado de prensa el Dr. Valentín Fuster, editor jefe de la revista.

El ejercicio también puede ayudar a los pacientes de enfermedad cardiaca. Pero las investigaciones revisadas por los autores del estudio encontraron que apenas el 62 por ciento de los pacientes de ataque cardiaco eran remitidos a la rehabilitación cardiaca tras abandonar el hospital. De éstos, apenas un 23 por ciento acudieron a más de una sesión de rehabilitación. Y solo el 5 por ciento completaron más de 36 sesiones, mostró el estudio.

“Las evidencias disponibles deben animar a los médicos a recomendar un entrenamiento en ejercicio de intensidad entre baja y moderada a la mayoría de nuestros pacientes”, dijo Emery en el artículo publicado por HealthDay.

“Algo igual de importante son las iniciativas para fomentar la salud de la población en general a través de actividad física durante toda la vida, dado que ésta [influye] en la conducta desde la niñez hasta la vida adulta”, añadió.

 

¡Comenta con Facebook!

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*