add share buttonsSoftshare button powered by web designing, website development company in India
Noticias

«Pasaba en dieta y tomando pastillas para quitar la ansiedad»

Tal como muchas personas, había pasado toda mi vida en dieta y tomando pastillas para quitar la ansiedad y ganas de comer. Obvio, después de un tiempo me venía el efecto rebote y volvía a recuperar los kilos. Así habré estado más de 20 años.

Me hice la manga gástrica hace poco más de un año con el doctor Luis Manríquez en la Clínica Alemana y fue, sin duda, la mejor decisión que he tomado en mi vida. No volver a sentir hambre o ansiedad por comer me hace sentir en completa libertad! Es raro que te saquen una parte del estómago y se te quiten por completo las ganas de comer. Ahora tiendo a pensar que las flacas lo son por genética, y que uno, hiciera la dieta que fuera, iba a hacer gorda por siempre.

Con 1,56 cm de altura, me mantenía entre los 60 y 65 kilos. Visité varios especialistas para operarme, quería hacerla corta. Sin embargo, me cerraban la puerta y me mandaban para la casa con dieta de 1.000 calorías y a comer puro «pasto».  En 2013 viajé a Boston, EEUU, a estudiar inglés, donde por más que intenté alejarme de la comida chatarra, llegué a pesar 77 kilos. Estaba en el límite de la obesidad, pero dado mis antecedentes de pre diabetes, hígado graso y otros factores, me dieron el pase para entrar a pabellón.

Pasé por todas las etapas del operado: cuando no tienes fuerzas para hacer ejercicio, cuando se te empieza a caer el pelo, la primera vez que comí arroz y me cayó pésimo, la ropa me empezó a quedar grande, me empece a vestir como «niñito» y el pololo me llevó obligada al Apumanque para comprarme aunque sea un vestido decente. Para qué gastar plata si la ropa me iba a durar un mes,?. Mis gustos cambiaron, ya no puedo comer comida china ni nada cítrico. La guata altiro me reclama. O ir a restaurantes y comerme sólo un 1/4 del plato..he aprendido que la gracia está en llevarte lo que queda para la casa y se acaba el drama! Pero tengo mi victoria: llevo más de un año sin tomar bebidas con gas! Adiós celulitis.

También he pasado por momentos complicados, bajé tan rápido de peso que mi cerebro no se alcanzó a acomodar y me seguía viendo y sintiendo gorda como antes. Con 20 kilos menos, y talla 38, los piropos de lo linda que me veía me entraban en una oreja y me salía por la otra. Me puse más bruja, retaba al pololo porque no me compraba jugos sin azúcar o pollo en vez de vacuno. Ha tenido una paciencia de santo!

A más de un año de la operación, sigo tratando de encontrar mi Yo. Nunca había sido talla 36 y que la ropa que quisiera me quedara bien, pero siento que perdí el estilo, jaja. Entro a una tienda y me angustio. No sé qué tipo ni qué colores me quedan bien, y lo único que pienso es que cuando estaba gorda, envidiaba a la flaca porque todo le quedaba perfecto. Si a ellas les quedaba bien, a mi también. Pesco cualquier prenda que me parezca linda y me la llevo!

Fran O., 32 años.

 

¡Comenta con Facebook!

1 comentario en «Pasaba en dieta y tomando pastillas para quitar la ansiedad»

  1. Fran: qué importante es lo que cuentas sobre tu nueva YO. Creo que la decisión de operarte fue buenísima y te puedes asegurar muchos más años de vida y con una mejor calidad.
    Lo otro me imagino que es cosa de tiempo y deben haber terapias psicológicas para eso no? Deberías escribir sobre eso.
    Saludos y éxito!

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*